Comunicat del restaurant vegà El Vergel

Entrada al restaurant vegà

Ante la dimensión mediática alcanzada por la noticia, queremos precisar que en nuestro restaurante no se admite el consumo por los lactantes de leche de procedencia animal (no humana), y así se advierte a la entrada del local y al efectuar las reservas telefónicas. Está aceptada, por supuesto, la lactancia materna.

Esa posición obedece a que queremos ser coherentes con nuestra filosofía de vida, pero a la vez queremos ser respetuosos con la de nuestros clientes.

Es falso que hayamos expulsado a nadie del restaurante. Jamás se ha tomado ninguna medida contra nadie que haya ignorado nuestro ruego. Nunca hemos hecho uso de nuestro derecho de admisión, no hemos prohibido la entrada a ninguna persona ni le hemos invitado a marcharse. También es falso que excluyamos a los minusválidos, antes al contrario, desplazamos mesas al piso inferior para atenderles mejor.

Desde El Vergel no nos consideramos abanderados de ninguna causa, ni juzgamos a nadie por el tipo de alimentación de sus hijos. No imponemos nuestros valores ni ideas. Sencillamente intentamos hacer un ejercicio de coherencia, respetando siempre el derecho de cada persona a mantener sus opiniones.

Por ello, pedimos libertad y respeto para establecer en nuestro local las normas que creamos más convenientes, que no han sido discriminatorias, excluyentes o denigrantes, ni lo van a ser nunca. No odiamos a los bebés ni a las familias, antes al contrario, tienen nuestro afecto y respeto. Tanto es así que disponemos de tronas, sillas altas para niños, pinturas y libros para colorear y juegos de mesa”.

Alvaro Soto y Ángel Martín

7 comentaris

  1. A los Sres del Restaurante El Vergel de Tarragona.
    No hacen uso de esa norma formalmente por qué supondría una potencial denuncia y por qué entonces seria revisable el serio riesgo de no respetar las limitaciones de la ley de admisión como caso discriminatorio , así como los derechos del menor.
    Está bien saber que aún sin gustarles se puede ir y seguir dando la nutrición que el pediatra prescribe al bebé por qué la protección de este se antepone.
    Si aceptan ustedes recién nacidos es bueno saber que la alimentación hoy dia es recomendada a demanda de este y por lo tanto no se puede prever cuando un lactante tan pequeño va a necesitar comer.

    Gracias por las buenas intenciones.

    Reply
    • Totalmente de acuerdo con Laura.
      Esto no es un club privado, es un servicio público. Las normas no las pone el local, las pone el estado y en esta caso también la Generalitat.
      Si queréis poner vustras normas haced un club privado.
      El menor está protegido. Y esta norma es discriminatoria.

      Reply
  2. No me parece una norma discriminatoria, simplemente es un restaurante vegano, quien no entienda la filosofía y lo que quiere decir veganismo antes de opinar que se informe bien y quizás descubra alguna cosa nueva. 🙂

    Reply
    • Los derechos de un menor ( que es el afectado en todo esto) no entienden de filosofías de nadie, ni veganos ni budistas ni opiniones aquí presentes.
      Por tanto, como la ley de protección del menor le ampara, lo único que le queda a “El Vergel” es hacer un comunicado como el ofrecido aquí arriba explicando su postura y admitiendo que no puede evitar que ocurra y que no expulsa a nadie (* entre otras cosas por qué violaría los derechos legales del menor en discriminación por el tipo de alimentación. )

      Aclarado esto , el resto de la cita es contradictoria dando la bienvenida a bebés a sabiendas que no se puede controlar cuando un neonato necesitará comer, no es coherente si lo que en realidad desea es que -NO -sean alimentados por sus progenitores con la dieta habitual de este .( exceptuando pecho)

      No se trata de participar en ninguna filosofía ni abanderar causas, se trata de que es la obligación de este establecimiento respetar el derecho y la protección del menor . No hay debate por qué en cualquier caso que el tema ocupe , el interés y bienestar del niño prevalece ante todo.

      Eso sí, el comunicado está lleno de buenas intenciones .

      Reply
  3. Aquest restaurant és un restaurant coherent amb les seves idees i que a banda de ser un restaurant de gran qualitat (possiblement el millor de Tarragona) vol transmetre un missatge. La seva actuació es comprèn perfectament i desde aquí els hi envio el meu suport.

    Reply
    • Fer una norma aixi no es coherent.
      Coherent es prioritzar necessitats correctament i respectar la lley ( en aquest cas de proteccio d’un menor )
      Es pot ser idealista i just.
      Prohibir el menjar d’un nadó no es lògic . El coherent seria educar e informar per que no estan d’ acord amb la ingesta de llet de formula , no en prohibir o exigir una cosa que es necessària per un nou nascut. La coherència no es només veure una part i negar l’altre , la coherència es allò que atén a la llogica d’acord amb el pensament, la realitat,la llibertat i els drets.
      En tot cas no es un tema d’ideas, per molt que s’hi capfiquin , es una qüestió de drets . La llibertat acaba on comença la de l’altre , i un nadó te drets que no es poden vulnerar per la discutible coherència particular de ningú , malgrat les bones intencions .

      Reply
  4. Estoy muy contrariada, no son coherentes en absoluto. Fui a pagar con una cartera de piel de serpiente, la cual mostré de manera evidente y aceptaron gustosos el pago.

    Reply

Enviar un comentari

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *