TARRAGONA 21

BASF se suma a las celebraciones del Día Mundial de la Alimentación a través de su iniciativa educativa Kids’ Lab. Más de 450 niños de colegios próximos a sus centros de producción de Barcelona y La Canonja (Tarragona) se acercarán al mundo de la química.

Los experimentos, pensados para niños de entre 8 y 12 años, contribuyen a despertar el interés por la ciencia de manera de manera creativa y colaborativa.

El programa “Clever Foodies”, que desarrollarán durante la semana del 16 de octubre (Día Mundial de la Alimentación), gira en torno a un tema de relevancia social de actualidad: cómo una buena alimentación puede contribuir a un estilo de vida saludable.

Este grupo de experimentos, además de contribuir al objetivo de la ONU “Educación de calidad”, cubre otros dos objetivos relacionados con la sostenibilidad: “Hambre cero” y “Salud y bienestar”. El programa incide en el tema de la alimentación saludable a través de experimentos como “el Campeón de la Vitamina C”, “competición de frutas y verduras”, y “cómete un arcoiris” (+info). Los estudiantes son los protagonistas de su propio aprendizaje; vestidos con gafas y batas de protección, detectan e identifican vitaminas y pigmentos en frutas y verduras, miden volúmenes y aprenden a manejar pipetas y tubos de ensayo.

El proyecto de educación científica Kids’ Lab fue creado por BASF en 1997 con el objetivo de despertar el interés por la ciencia de los más pequeños y mostrarles cómo la química forma parte de nuestro día a día. Desde entonces, miles de niños en más de 30 países en todo el mundo se han acercado a la ciencia a través del Kids’ Lab, aprendiendo a través del juego y la experimentación.

“Clever Foodies” es un programa de experimentación lanzado en 2017 con motivo del 20 aniversario del Kids’ Lab a nivel global. Al igual que otros programas de experimentos del Kids’ Lab, como “Water loves chemistry y “Keep Cool”, utiliza métodos didácticos modernos para crear conciencia y educar acerca de temas de relevancia social.

En el centro de producción de BASF Tarragona (La Canonja), en el que el programa lleva 6 años consolidado, unos 1000 niños de educación primaria realizaron el programa durante el curso escolar pasado. A estas cifras se sumaron más de 300 estudiantes de 4º curso de educación secundaria, que experimentaron el Teens’ Lab, programa destinado a alumnos de 12 a 16 años. En 2016 Kids’ Lab llegó a los centros de producción de BASF en el área de Barcelona, y durante la semana de la ciencia más de 200 estudiantes se convirtieron en científicos durante unas horas.

Aquest lloc pot utilitzar algunes “cookies” per a millorar la seva experiència de navegació. Per favor, abans de continuar amb la seva navegació per el nostre lloc web, li recomanem que llegeixi la POLÍTICA DE COOKIES

ACEPTAR
Aviso de cookies